Secciones Skip Navigation Links
Catequesis
Jovenes Postconfirmación 2008-2009
publicado el Thursday, February 5, 2009

Jovenes Postconfirmación

GRUPO PARROQUIAL DE JÓVENES POSTCONFIRMACIÓN

LECTIO DIVINA DEL EVANGELIO DOMINICAL.
 

Encuentros
Noviembre: 14 y 28
Diciembre: 7 y 19
Enero: 16 y 30
Febrero:20
Marzo: 6 y 20
Abril:3 y 24
Mayo: 8 y 22

Se reúne quincenalmente los viernes por la noche con el fin de seguir creciendo en la Fe como jóvenes cristianos confirmados. Este año, siguiendo las propuestas del Sínodo de los Obispos celebrado en Roma durante octubre, se adentrarán más en la Palabra de Dios, concretamente en el Evangelio dominical, siguiendo el método Lectio Divina y los cuatro pasos clásicos. Los coordinadores son Eusebio Serrano Cano, Mª José Merino y Mª José Rodríguez.
 
 
PASOS DE LA LECTIO DIVINA
«Quien desconoce las Sagradas Escrituras, desconoce a JESUCristo» (San Jerónimo)

 
 
1.- ¿Qué dice el texto? Lectio.
     Leer y releer atentamente, hasta que se haya entendido bien todo su contenido.   Contexto Histórico: Tiempo y lugar; los personajes y sus acciones; Contexto Literario: Autor, palabras clave, repeticiones; los campos semánticos (sinónimos y antónimos); a qué otros textos de la Escritura hace referencia (textos paralelos); posible estructura de la perícopa, justificando las diversas partes de la misma; el contexto literario inmediato y su relación con el mismo; palabras o frases "bisagra" -es decir, que sirven para conectar o ligar un texto con otro-; situación del texto en el conjunto del libro. Quizá pueda ayudarte a prestar más atención a todos estos elementos copiar el texto o subrayarlo.
     Buscar, con la ayuda de algún comentario, el contexto socio-cultural, económico, político y religioso de la época. En la Web tienes de todo esto.
 
2.- ¿Qué me dice el texto a mí/a nosotros, aquí y ahora? Meditatio
   Cae en la cuenta de las diferencias y semejanzas existentes entre la situación del texto y la nuestra.
- ¿Qué conflictos del pasado existen todavía hoy?
- ¿Cuáles son diferentes?
- ¿Qué mensaje nos transmite el texto para nuestra situación actual?
- ¿En qué sentido esta Palabra es buena noticia para mí?
   Intenta resumir el mensaje en una palabra o frase. Repítela interiormente con atención.
 
3.- ¿Qué nos hace decir el texto a Dios? Oratio
La oración surge de modo espontáneo como súplica, acción de gracias, alabanza, petición de perdón o intercesión. 
 
4.- ¿Cómo cambia el texto mi/nuestra mirada? Actio
   ¿Qué compromisos concretos me/nos hace adquirir para que se realice el Reino de Dios y su justicia? ¿En qué tengo que cambiar?
 
Actitudes personales para la Lectio Divina
 
1.-Escucha: Cuando Moisés vio la zarza ardiendo y sin consumirse, se acercó a ella con respeto y atención más que curiosidad (Ex 3, 1-6). Esto le valió escuchar la voz de Dios que salió de ella. La Palabra de Dios es para nosotros un misterio fascinante al que muchas veces nos acercamos descuidadamente. Es terreno sagrado en el que debemos entrar descalzos de todo aquello que nos impide oírla con reverencia y respeto. La Palabra nos exige la gratuidad y la disposición de escucha.
2.-Compromiso: La lectura orante de la Palabra exige una opción por vivirla cotidianamente. Talvez la mayor dificultad para la orar la Palabra es la incoherencia de nuestras vidas. La falta de armonía entre lo que leemos, oramos y vivimos. No podemos olvidar que el discipulado es un camino constante.
3.-Perseverancia: La lectura de la Palabra supone dedicación y tiempo. El Señor tiene una pedagogía con cada uno de nosotros y eso requiere entrar en su tiempo. Dos cosas prácticas necesarias: tiempo fijo para la lectura y, en lo posible, la misma hora cada vez. Por ejemplo media hora diaria en la mañana o en otro momento que acomode, pero siempre el mismo. Lo peor es dejar la lectura para cuando haya tiempo porque nunca se le encuentra
Puede parecer un método mecánico y frío. No se trata de ir pasando de una etapa a la otra como quien cumple una tarea. El paso de un momento al otro es tan vivo e imperceptible como el paso de la noche al día o el paso de las estaciones. La Lectio Divina es un modo de lectura de Palabra dinámico y muy rico en frutos y bendiciones.
 
Actitudes cristianas y eclesiales para leer la Biblia
 
Para que la interpretación de los textos bíblicos sean conformes a la Voluntad Divina y lo que Él quiere Revelar.
1.-Lectura con el Espíritu con que fue inspirada y escrita. Contando con la gracia del Espíritu Santo, primer autor de la Biblia y constante inspirador de toda tarea eclesial, también la exégesis bíblica. Sin Fe leerás la Biblia como una novela.
2.-Atender al contenido y unidad de toda la Escritura. Hay que leer los textos bíblicos dentro del conjunto total de la Biblia. Además dentro del contexto geográfico, temporal, cultural…
3.-Leer el texto contando con la Tradición viva de toda la Iglesia: La Biblia surgió en una comunidad de fe y en su seno también ha de ser interpretada, en comunión, en Iglesia. La Sagrada Tradición (Catecismo y Liturgia) y la Sagrada Escritura (Biblia) son dos modos distintos y complementarios para transmitir y conocer la Verdad Revelada por Dios. Tradición y Escritura tienen la misma fuente y el mismo fin. Los Luteranos y sectas descendientes sólo se acogen a la Escritura, olvidando la Tradición.
4.-Analogía de la fe. Mantener siempre la relación recíproca entre la Revelación y la Fe de la Iglesia.
 
Para saber más seguro y bien resumido (Catecismo nº 74 -119).
 

LECTIO DIVINA SEGÚN JUAN PABLO II

 “Desde que el Concilio Vaticano II ha subrayado el papel preeminente de la palabra de Dios en la vida de la Iglesia, ciertamente se ha avanzado mucho en la asidua escucha y en la lectura atenta de la Sagrada Escritura. Ella ha recibido el honor que le corresponde en la oración pública de la Iglesia. Tanto las personas individualmente como las comunidades recurren ya en gran número a la Escritura, y entre los laicos mismos son muchos quienes se dedican a ella con la valiosa ayuda de estudios teológicos y bíblico.
(…)Hace falta, queridos hermanos y hermanas, consolidar y profundizar esta orientación, incluso a través de la difusión de la Biblia en las familias. Es necesario, en particular, que la escucha de la Palabra se convierta en un encuentro vital, en la antigua y siempre válida tradición de la lectio divina, que permite encontrar en el texto bíblico la palabra viva que interpela, orienta y modela la existencia.” Juan Pablo II (Novo Milenio Ineunte)  
 
 
 
 

 

Calendario
«August»
MoTuWeThFrSaSu
31123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031123
45678910
Enlaces Enlaces externos
atrás arriba